745.496 temas | 5.025.006 mensajes | seremos forros, pero somos una bocha
Viejo Motorpsico dijo: 28.04.06
Hoy me llego este email de SADEM, se ve que estan medio calientes con lo de la ley del musico y la resistencia que se le tiene...

SADEM

BASTA DE MENTIRAS

SOBRE

LA LEY 14.597 ESTATUTO PROFESIONAL DEL EJECUTANTE MUSICAL

DECRETO REGLAMENTARIO 520/05 REGIMEN LEGAL DE TRABAJO

El Decreto 520/05 reglamenta la Ley 14.597 “Estatuto Profesional del músico” consagrando el Régimen Legal de Trabajo de los Ejecutantes Musicales, que reconoce la atipicidad de nuestra actividad profesional y encuadra a los trabajadores de la música dentro del Derecho del Trabajo y de la Seguridad Social. Este Decreto firmado por el Presidente de la Nación Néstor Kirchner, con la clara intención de terminar con el trabajo NO REGISTRADO en el ámbito de la cultura, ha abierto un debate y dejado al desnudo una realidad que los músicos venimos sufriendo desde hace 50 años.

Los lobbys político-empresariales que ya en 1958 pelearon para que no se reglamentara la ley son los mismos que hoy pretenden torcer el brazo del único gobierno que en décadas se ha ocupado de los trabajadores de la cultura, y lo hacen utilizando los mismos mecanismos perversos a los que los músicos ya estamos acostumbrados.

Utilizan su dinero, el que ganaron explotando a los artistas, y su poder moviendo medios de comunicación y manipulando la “desinformación”, tergiversando la verdad y haciendo acusaciones gravísimas desde el anonimato, por supuesto, que jamás podrían sostener en una disputa jurídica.

Lo sustancial de la norma en cuestión no se está discutiendo, ni se discutirá jamás en estos términos pues no es la intención de quienes se oponen a blanquear una actividad que representa una de las industrias más importantes del mundo, LA INDUSTRIA CULTURAL.

Reclaman entre otras cosas seguir siendo autónomos. Pues bien: si son autónomos ésta ley y éste decreto no los alcanza, tiene un efecto nulo sobre los compañeros que trabajan “auto produciéndose”; su actividad se halla regulada por el decreto 433/94 reglamentario de la ley 24.241/94 y por lo tanto no se entiende por qué cuestionan una ley cuyos alcances no modifican el encuadre normativo de su actividad. A menos que, y este es el caso de algunos de ellos, sean a su vez contratistas de músicos, y en este caso el decreto viene a obligarlos a suscribir contratos de trabajo y a asumir las responsabilidades de un empleador conforme la Ley de Contrato de Trabajo. Sin embargo, y éste parece ser un mal endémico en nuestra profesión, en la mayoría de los casos los empresarios nos obligan a transformarnos en independientes. Desde la tan lamentable época del MENEMISMO los músicos somos obligados a inscribirnos en el monotributo, asimilando nuestro trabajo a una actividad autónoma y haciéndonos cargar con las responsabilidades tributarias y, desde la tragedia de CROMAÑON también con las penales. Cabe preguntarse que, si la Ley hubiera estado reglamentada y se hubiera cumplido con la Ley 20.744 y los compañeros de CALLEJEROS hubieran contado con un contrato de trabajo suscripto por la empresa, como marca el Decreto 520/05, se los hubiera inculpado de la responsabilidad penal que le cabe al Empresario por no tener en regla el establecimiento. De hecho hoy, en el post-cromañon, los músicos debemos pagar para tocar el porcentaje de Seguro por cada silla en los locales donde trabajamos, y esto es además del sonido, el sonidista, las luces, el flete, la publicidad etc., etc.

El 80% de los músicos NO TRABAJAMOS DE MANERA INDEPENDIENTE, Y LO HACEMOS ABSOLUTAMENTE EN NEGRO. Parece mentira que todavía pretendan que alguien crea que la única posibilidad de trabajar que tenemos los artistas sea bajo la metodología del fraude y el trabajo en negro. Finalmente los músicos somos tan funcionales al negocio de la cultura como los bolivianos a la industria textil, y más, porque los bolivianos cobran 2$ por prenda, los músicos pagamos para trabajar.

Es nuestro deber además mencionar que, por ejemplo, el Gobierno de la Ciudad sí se ve seriamente afectado por esta norma, y no es casual que desde allí haya surgido la primera convocatoria, y no es casual que el actual Jefe de Gobierno sea empresario de Locales Nocturnos y por tanto contratista de músicos. La Ciudad se ve obligada, a partir de la tan discutida reglamentación, a suscribir contratos de trabajo, pagar los salarios como corresponde, no exigir facturas, y blanquear a cientos de trabajadores que tiene desde hace años facturando y con contratos basura renovables cada tantos meses cometiendo de este modo el más claro e impune FRAUDE LABORAL.

Otro de los cuestionamientos de los “autoconvocados” es que el Sindicato Argentino de Músicos exige la afiliación a la entidad para otorgar la Matrícula Profesional. No es claro si vale la pena responder a tan falaz, estúpida y poco seria acusación. Esta afirmación habla de un desconocimiento gravísimo de la ley o, y es lo más probable, está faltando a la verdad con una clara intención de enchastrar un debate que debiera haber servido para crecer y mejorar las condiciones de trabajo de los músicos. El SADEM no obliga a la sindicalización, cuestión que, aparte de su ilegalidad, corre por carriles estrictamente gremiales, y por ello absolutamente independientes de la labora profesional de los músicos.

Vienen a decir que con el Decreto se pretende regular la expresión artística de un pueblo. Qué vergüenza que algunos compañeros se hagan eco de una frase tan vacía de contenido. En principio la Reglamentación no coarta la inspiración ni regula la creación; lo que sí regula, y para ello fue pensada y aprobada, son los mecanismos de contratación y la modalidad que adquieran éstos respetando las normas que rigen en el derecho del trabajo. Cómo podemos hablar de manera tan liviana acerca de la expresión artística de un pueblo sin mencionar las condiciones sociales y de trabajo de sus artistas. La perversidad del sistema imperante es la que hace que, por ejemplo, compañeros que fueron “notorios”, “reconocidos” en su profesión y después de trabajar toda su vida, mueran en hospitales públicos o cubiertos por nuestra obra social sin haber aportado jamás por ser obligados a presentar factura o trabajar absolutamente en negro. Esto es lo que hace a la cultura de un pueblo, es la manera en que ese pueblo y quien lo gobierne respete y resguarde a sus artistas.

Nos hablan de los músicos no reconocidos y que no hallan espacios donde mostrar su arte, a menos que acepten ser “independientes” y asumir los riesgos de una producción propia que se llevará a cabo, por supuesto, en la empresa de otro que, aún correspondiéndole, nunca arriesgará ni su patrimonio ni sus ganancias. Pues bien: será el Estado, a través de sus órganos competentes, quien deberá garantizar esos espacios en pos de la diversidad cultural y la expresión del arte. Pero esto deberá discutirse por cuerdas separadas pues nada tiene que ver con el Régimen Legal de Trabajo de aquellos que lo hacen dentro del circuito comercial.

Nos cuestionan el costo anual de la Matrícula Profesional. Bien, es un tema menor subsanable pero, cabe la aclaración, la recaudación se está volcando de lleno a la creación de un cuerpo de inspectores verificadores, que lejos están de cumplir funciones policíacas como circula en algunos mails, en la confección de un software para llevar el registro de músicos incorporados al régimen, en la creación del espacio físico donde funcionen las oficinas de la administración; y todo esto está a la vista en los libros contables. Sin embargo al mismo tiempo nos cuestionan la poca difusión y la falta de, por ejemplo, una solicitada en los medios para plantear nuestra posición. No tenemos el dinero para solventar una campaña de prensa de la naturaleza de la que están haciendo contra la ley apoyados ellos en el poder que tienen en este país los multimedia, a los que tampoco les interesa demasiado que esta reglamentación se aplique.

Todo esto, sin mencionar el perjuicio que estos Sres. le están ocasionando a los compañeros del interior del país, quienes están en la más brutal de las desprotecciones. No solo no cobran su salario ni tienen servicios de obra social, sino que además de ser una carga pública, ellos y sus familias, no tienen ninguna herramienta legal ni convencional para defender sus derechos y su dignidad como trabajadores.

Por último, y siendo más crudos, veamos como impacta esta norma en el negocio de los empresarios:

1 - Deben registrar contratos laborales, que a su vez serán visados por el Sindicato a fin de verificar el cumplimiento de las pautas contractuales convencionales y legales vigentes.

2 - Tienen la obligación de pagar una contraprestación por el servicio de los músicos

3 - Los obliga a hacer los aportes y contribuciones al sistema solidario de salud.

4 - Deben garantizarle a los trabajadores condiciones dignas de trabajo.

5 - Y por último deben blanquear su actividad como empresarios y asumir los gastos y multas por incumplimiento que ello implique.

Si esto no despertara el enojo de los Sres. que históricamente han vestido piel de músico estaríamos en otro planeta.

No cometamos el error de no ver más allá de la nariz y asumamos que éste es el eje de la discusión y que, por supuesto, no es fácil enfrentarlo pero es indispensable para crear un sistema transparente, y desde allí forjar un país digno, donde todos queramos vivir, donde nuestros derechos como trabajadores, como hacedores de esa cultura nacional, estén a resguardo y el Estado vele por ellos.

SOCIEDAD ARGENTINA DE MUSICOS

15 Comentarios | Registrate y participá

Viejo Dargor dijo: 28.04.06
No estoy muy informado respecto a esa ley, alguien me explica como es el asunto?

Ahhhh, ya me informe... que se yo, me parece que si uno es un artista, no tiene porque tener estudios musicales... en mi caso soy musico, pero no tengo un titulo de conservatorio... la musica es el arte de combinar sonidos y me parece que si empezamos a discriminar con una ley quien sabe musica y quien no se va todo al carajo!

loco, hendrix no te podia escribir una puta nota en un pentagrama y sin embargo era un musico de la puta madre...

Editado por Dargor: 28.04.06 a las 19:11 Razón: DoblePost Unido
Viejo Motorpsico dijo: 28.04.06
Hay un thread, en la parte de musica...

http://www.elforro.com.ar/musicos/48...el-musico.html

aca se hablo bastante del tema
Viejo Trancos dijo: 28.04.06
bien explicado... se aclaran muchas cosas.....

pero

no llegue a entender bien todo...

1ero) hay q matricularse, pero no hay que pasar x la SADEM????

2do)masomenos cuanto habria que pagar anualmente?
Viejo Motorpsico dijo: 28.04.06
ni idea, me lo mandaron hoy...., les mando otro email?
Viejo Trancos dijo: 28.04.06
yo no mande (ni recibi) mails... todavia no me dedico a la musica como profesion, pero me gusta estar bien informado =)

saludos, gracias por aportar esto... aclara muchas cosas
Viejo sebalush dijo: 14.05.06
en fin, esta ley la habia leido tiempo atras, me llamaron para afiliarme a esa, cosa, hasta ahy todo bien?
nah! que voy a estar pagando un mono tributo + 1 matricula y hacer aportes jubilatorios y toda la bola.. ni en pedo, como musico desde donde vivo, gano un promedio de 4000 al año, por noche de 50 a 80 pesos, y para eso, tenes que tener todo! desde equipos microfonos y todo lo que conlleva un espectaculo, por poco no te piden el escenario, en fin laburamos en negro y nos hace felices ,cuando seamos famosos y tengamos plata nos pueden venir a rmper los huevos con el sadaic el sadem y toda la cosa
Viejo roco dijo: 30.05.06
La ley es absurda de donde se la mire, yo toco y tengo titulo de conservatorio, con lo cual a mi no me molesta directamente, pero esto esta hecho para ser un curro, otro impuesto mas a pagar, y todavia mucho menos guita, y menos laburo, me pregunto yo si le pediran titulo a la mona jimenez o a los pibes chorros.
Viejo Motorpsico dijo: 30.05.06
Vale aclarar que la ley fue derogada.... gracias a los grandes musicos de nuestro pais que intervinieron para eso
Viejo becube dijo: 30.05.06
Siii, era impresentable. Esta bien que lo deroguen. Y que maten a Cerati.

Herramientas
Iniciar Sesion

Recordarme

Top de Usuarios