745.751 temas | 5.025.329 mensajes | seremos forros, pero somos una bocha
Viejo valentin_alsina dijo: 09.12.06
El otro día estaba mirando Los Simpsons –sana costumbre- y me encontré con el episodio en el cual Homero se mete a dar clases sobre relaciones de pareja; y por ventilar “secretos de alcoba”, Marge se enoja y lo echa de la casa. En un momento, y ya casi al borde la locura, Homero viviendo en la casita del árbol “se hace” una Marge con un arbolito, y con la forma misma de su peinado. Justo en ese momento llega Lisa y se espanta ante la escena; pero enseguida reflexiona. Homero siente la necesidad de regresar junto a Marge e indaga a la inteligente Lisa –la hija que todos quisiéramos tener-. En ese instante; Lisa le dice algo así como que él y sólo él puede y tiene que encontrar ese algo particular que hizo posible que Marge se enamorara de Homero; esa característica o conjunto de éstas que hizo posible que Homero fuese único para Marge y que por ese mismo motivo, ella lo eligiera.
La cosa es que me quedé pensando en eso, y la idea siguió y sigue dando vueltas en mi cabeza. ¿Será que todos pasamos en determinado momento de la vida por situaciones similares?. Pues abstrayéndonos del hecho que Marge y Homero ya eran pareja previamente a la metida de pata de Homero; y suponiendo el caso en el cual nos guste mucho alguien, ¿será que realmente existe un “algo” que nos diferencia del resto, y que ese mismo “algo” es lo que nos coloca en una posición digamos superior al resto de los posibles candidatos?
Es obvio que este ejemplo me coloco en el lugar de Homero; y en su necesidad de poder o no determinar más o menos certeramente qué es ese algo que a él lo hizo distinto del resto y que posibilitó que Marge lo eligiera.
Me parece que cuando nos sentimos disminuidos por variadas razones, entramos a indagar si será posible intentar elevarnos de acuerdo a otras características. La mayor dificultar o el mayor misterio más bien, radica en el hecho que arribar a conocer ese algo particular, resulta extremadamente jodido; por no decir prácticamente imposible.
En el pasado lo interpreté como una competencia, en la cual habiendo algunos varios competidores, aquel que mayores méritos hacía, ganaba el “premio mayor”. Hoy por hoy creo que sigo pensándolo del mismo modo. La cosa es que en esa virtual competencia por ganar el premio mayor, uno en definitiva jamás sabe si está jugando bien el juego; si lo está ganando o lo está perdiendo. En fin. Me pareció interesante plantear el tema acá a ver qué piensan otros.

6 Comentarios | Registrate y participá

Viejo viriannadusklight dijo: 09.12.06
Interesante lo que decis... este tema da para decir mucho. Muy bueno igual el capitulo... pobre homero, lo unico que podia ser es ser completamente dependiente de Marge... aveces pasa eso...
Viejo paulina1983 dijo: 09.12.06
Estoy de acuerdo en varias cosas de lo que decís; pero no sé si en la parte que hablás de sentirnos disminuidos; ¿por qué lado lo tomás eso? ¿lo físico? ¿la personalidad? ¿el carácter?
Aparte me parece que por este lado, hay que saber diferenciar bien cómo nos vemos a nosotros mismo y cómo nos ven los demás. Más de una vez el que se cree el lindo, nosotras lo vemos como un tonto que se encierra en lo exterior simplemente y que jamás podrá superar eso; y asimismo, aquel que capaz no nos parecía atractivo o interesante de entrada, después conociéndolo vemos que nos llama mucho más la atención.

Con el tema en general que planteás me parece que es así; siempre inevitablemente hay un algo que hace que quienes nos gusta sea diferente al resto, y por eso lo elegimos o por lo menos, tratamos de acercarnos y de mostrar interés.
Viejo Johnny Rocket dijo: 09.12.06
Lo que decis es completamente cierto; el tema es que tomarlo como una "competencia" para mi es justamente la forma simple y erronea de verlo, convengamos que vos estas hablando de algo mas profundo que solamente "atraccion".

Muchos "buscan" tener algo que los diferencie del resto, un auto mas caro, un celular mas nuevo, ser mas lindos o con mejor fisico, cuando ese "algo" puede ser algo muy simple como.. no se, la forma en que sonreis o tu voz o la forma en que miras o haces alguna cosa, ese "algo" que te ven que no encuentran en otra persona, el resto de cosas son pasajeras, en algun momento cansa o ya no interesa mas.

Imaginense una mujer que se mete con un tipo porque tiene un bmw... si el tipo es un salame... no va a durar mucho, capaz esta con el un tiempo, hasta que se cansa y se va, lo mismo pasa con un tipo que es lindo o que tiene mucha guita, jamas van a sentir algo profundo por alguien asi solamente por algo material como eso.

Son esas pequeñas cosas que dije lo unico que termina siendo importante al final en ese sentido, y lo mas gracioso es que... vos no podes hacer nada para cambiarlo, es algo que lo tenes para alguien o no, todo depende de encontrar a la persona que sepa verlo.

PD: aguante OASIS locooo
Viejo Funes dijo: 09.12.06
Originalmente publicado por valentin_alsina Ver mensaje
El otro día estaba mirando Los Simpsons –sana costumbre- y me encontré con el episodio en el cual Homero se mete a dar clases sobre relaciones de pareja; y por ventilar “secretos de alcoba”, Marge se enoja y lo echa de la casa. En un momento, y ya casi al borde la locura, Homero viviendo en la casita del árbol “se hace” una Marge con un arbolito, y con la forma misma de su peinado. Justo en ese momento llega Lisa y se espanta ante la escena; pero enseguida reflexiona. Homero siente la necesidad de regresar junto a Marge e indaga a la inteligente Lisa –la hija que todos quisiéramos tener-. En ese instante; Lisa le dice algo así como que él y sólo él puede y tiene que encontrar ese algo particular que hizo posible que Marge se enamorara de Homero; esa característica o conjunto de éstas que hizo posible que Homero fuese único para Marge y que por ese mismo motivo, ella lo eligiera.
La cosa es que me quedé pensando en eso, y la idea siguió y sigue dando vueltas en mi cabeza. ¿Será que todos pasamos en determinado momento de la vida por situaciones similares?. Pues abstrayéndonos del hecho que Marge y Homero ya eran pareja previamente a la metida de pata de Homero; y suponiendo el caso en el cual nos guste mucho alguien, ¿será que realmente existe un “algo” que nos diferencia del resto, y que ese mismo “algo” es lo que nos coloca en una posición digamos superior al resto de los posibles candidatos?
Es obvio que este ejemplo me coloco en el lugar de Homero; y en su necesidad de poder o no determinar más o menos certeramente qué es ese algo que a él lo hizo distinto del resto y que posibilitó que Marge lo eligiera.
Me parece que cuando nos sentimos disminuidos por variadas razones, entramos a indagar si será posible intentar elevarnos de acuerdo a otras características. La mayor dificultar o el mayor misterio más bien, radica en el hecho que arribar a conocer ese algo particular, resulta extremadamente jodido; por no decir prácticamente imposible.
En el pasado lo interpreté como una competencia, en la cual habiendo algunos varios competidores, aquel que mayores méritos hacía, ganaba el “premio mayor”. Hoy por hoy creo que sigo pensándolo del mismo modo. La cosa es que en esa virtual competencia por ganar el premio mayor, uno en definitiva jamás sabe si está jugando bien el juego; si lo está ganando o lo está perdiendo. En fin. Me pareció interesante plantear el tema acá a ver qué piensan otros.
Es muy zarpado lo que planteás... Te ponés a pensar y te quema la cabeza, porque prácticamente no tiene solución lógica. Sobre todo cuando decís que "uno en definitiva jamás sabe si está jugando bien el juego; si lo está ganando o lo está perdiendo".

El amor es un terreno (quizás el único) donde no vale mucho la experiencia... Es decir, no hay posibilidad de repetir errores ni de aprender de ellos, porque cada vez es distinta, única e irrepetible. Cada vez que conocés a alguien es la primera y última vez; toda tu historia previa pierde validez. A la anterior no le gustaba tal cosa, pero ¿y a esta? Quizás sí, pero ¿quién se va a arriesgar a repetirlo? O quizás tampoco, entonces mejor no hacerlo, pero seguramente no le gustarán ciertas otras cosas que a la anterior sí pero que uno no sabía que le gustan y que por éso no las utilizó en su momento, y tampoco ahora, porque no sabe con certeza si a ésta también le gustan, y así.

Definitivamente uno se encuentra jugando a ciegas. Todo está cambiando constantemente, nada se detiene en ningún lugar, es cuestión de encontrar el instante exacto, preciso, en que las dos personas coinciden. Porque así como uno tiene un atractivo insospechado, el otro tiene preferencias insospechadas (para seguir un poco con lo que decís); lo que habría que procurar es que los planetas se alineen a nuestro favor y listo.

Supongamos que mi ¿virtud? (no sé cómo llamarlo; pongámosle "ese algo") sea... no sé... mi manera de cortarme las uñas de las manos, y que la chica de mis sueños es la única que parpadea a razón de 25,4 veces por minuto. Pero hete aquí que a) no yo estoy al tanto de que mi "algo" especial es la manera en que me corto las uñas de las manos y que b) apenas intuyo que la frecuencia de parpadeo es algo en lo que reparo como rasgo de belleza. Ahora bien: tengo que dar justo con la persona a la que le guste mi manera de cortarme las uñas de las manos y que al mismo tiempo parpadee 25 veces por minuto (saco los decimales para redondear y simplificar este asunto ya casi metafísico).

El tema es que ella tampoco sabe que la cantidad de parpadeos que efectúa por minuto puede ser algo que otro (yo, por ejemplo) llegue a encontrar (irresistiblemente) atractivo, y tampoco sabe qué es ése algo que a ella le hace perder el control cuando ve la forma en que están cortadas las uñas en las manos de un hombre.

Porque si cada uno supiese con exactitud cuál es su "algo" especial y aquel otro "algo" que busca en el otro, encontraríamos fácil a la persona de nuestros sueños, publicando sencillamente un aviso en el suplemento de clasificados, anunciando lo que tenemos y pidiendo lo que buscamos.

La realidad es otra. Hay que tirar con lo que hay.
Viejo Syberia dijo: 10.12.06
Este thread es muy interesante. Muy interesante lo que postearon. Y me cuesta elaborar una opinión concreta.

No soy psicólogo ni estudio eso, pero me atrevo adecir que ese "algo" no es más que un imaginario enterrado en las catabumbas de nuestras mentes, que al verlo reflejado afuera salta... y nos trae un montón de sentimientos placenteros que estaban enlazadas con la idea de aquel "algo". Un ej. de esta idea sería una chica que encuentra el "algo" en la sonrisa de su chico: esta sonrisa la relaciona inconscientemente con la de su benévolo padre, lo cual le da una sensación de bienestar (ya que lo asocia a imágenes de su infancia, donde su padre la sonreía antes de dejarla en el jardín, donde le daba el beso de buenas noches con una sonrisa, etc).

Yo no creo en absoluto en el amor. En mi opinión, no es más que una sublimación del deseo sexual. Ese "algo" cumple el rol de un bordadito más en la sábana que cubre un colchón oscuro teñido por repugnantes obsenidades. Aunque los grandes bordados de la sábana (facha, dinero, éxito profesional, etc) cubran su mayor superficie, su magnanimidad podría llegar a verse truncada frente a un colorido bordado diminuto.

David vs Goliath
Viejo Johnny Rocket dijo: 10.12.06
Igual si pensas demasiado este tema ya no funciona, porque si vos te preocupas demasiado por como la otra persona te percibe... desaparecen todas estas pequeñas cosas naturales de vos que son atractivas para la otra persona, por eso con una chica nueva la ideal es siempre relajarse y ser como uno es, y con COMO UNO ES es ser vos mismo, como te conocen tus mejores amigos, como cuando salis y te divertis con gente de mucha confianza, sin preocupaciones y sin tension. todos somos tipos copados en el fondo! (bueno algunos no... jajaj).

El amor existe, el problema es que es algo tan puro y simple que se necesita mucha madurez, pureza y fuerza espiritual para entregarse a el completamente... y la mayoria de las personas no estan dispuestas a eso, estan demasiado preocupadas por si mismas y por lo material, y tienen la cabeza llena de mierda, por eso es muy dificil que se de y dure para siempre.

Editado por Johnny Rocket: 10.12.06 a las 02:09

Herramientas
Iniciar Sesion

Recordarme

Top de Usuarios